La magia del Roscón de Reyes

3ene
por Azucarera / 03-01-2013 / ¡Comenta primero!

El día de Reyes infunde magia e ilusión, especialmente entre los más pequeños.

Un dulce que no puede faltar el 6 de enero es el tradicional Roscón. Prepararlo en casa con los niños el día anterior puede ser un modo muy especial de compartir con ellos uno de los últimos días de las vacaciones de Navidad.

Tradicionalmente, el Roscón de Reyes esconde dos sorpresas: una figurita o moneda y un haba. La segunda, si bien es símbolo de buena suerte, implica tener que pagar el roscón. Nuestra propuesta es que, quien encuentre el haba, en vez de pagar el roscón tendrá que preparar el próximo.

En la elaboración de Roscón de Reyes para 4 ó 6 personas, necesitas:

Para el Roscón

  • 500 gr de harina o harina de fuerza(*)
  • 11 gr de levadura seca de panadería (**)
  • 120 gr de azúcar blanco
  • 7 gr de sal
  • 2 huevos
  • 175 gr de leche templada
  • 75 gr de mantequilla reblandecida
  • La ralladura de una naranja y un limón
  • Una cucharada de agua de azahar(**)

Para la cobertura

  • 70 gr de azúcar blanco
  • Unas gotas de agua de azahar
  • Frutas escarchadas
  • Almendras molidas.
  • 1 huevo

(*)La harina de fuerza contiene más almidón que la harina que todos tenemos en casa, por lo que el roscón te quedará más consistente; en cualquier caso, si utilizas harina normal, también estará buenísimo.

(**)Tanto la levadura seca de panadería, como el agua de azahar son dos ingredientes que encontrarás fácilmente en la zona de repostería del supermercado.

Mezcla 150 gr de harina de fuerza con 150 gr de leche templada y 4 gr de levadura seca de panadería hasta obtener una masa semilíquida bien batida. Resérvala en un lugar templado, hasta que suba tres veces su volumen inicial.

Por otro lado, en un recipiente amplio, pon el resto de los ingredientes: la harina, el azúcar blanco, la sal, los huevos batidos, la leche, la mantequilla reblandecida, la levadura, las ralladuras y el agua de azahar. Añade y mezcla la masa anterior y amasa durante unos 15 minutos.

Pasado ese tiempo, la masa ha de estar ligeramente templada, deja que repose tapada, en un lugar cálido y sin corrientes de aire, durante unos 40 minutos.

Pasado ese tiempo, amasa de nuevo la mezcla y dale forma de Roscón. Envuelve la figurita o moneda y el haba en papel de horno y mételos en el interior de la masa.

Coloca el roscón sobre una bandeja de horno para que fermente y doble su volumen.

Para la cobertura del Roscón:

Humedece los 70 gr de azúcar blanco con unas gotas de agua de azahar. Pinta el roscón con el huevo batido y pon sobre él, el azúcar humedecido, las frutas escarchadas y  las almendra molidas.

Hornea tu roscón  a 200° durante 20 minutos y, cuando lo saques del horno, deja que enfríe tapado con un paño.

Puedes servir tu Roscón de Reyes acompañado de una buena taza de chocolate caliente, será una merienda perfecta para el día de Reyes.

 

Imprimir
 

Posts relacionados

Responder