Las cookies con chips de chocolate fueron una de las primeras recetas “americanas” que llegaron a nuestro país. Después vinieron los muffins, cheese cakes, cupcakes
Son infinitas las interpretaciones y versiones que podemos hacer de cada una de ellas. Estas Cookies de Cacao con Almendras y Chocolate blanco se preparan con ingredientes que poco tienen de innovadores en sí mismos, pero empleados en esta receta le aportan un toque muy original.

 
Cookies de cacao con almendras y chocolate blanco
 
Las cookies siempre tienen mucho éxito entre familiares y amigos y todos querrán probar una. ¿Uno de sus secretos? Que están elaboradas con azúcar moreno para lograr un sabor tostado y acaramelado.
El tiempo de preparación es de unos 35 minutos, además del necesario para que la masa repose. Estos son los ingredientes para hornear unas 15 o 20 cookies:

  • 220 g de harina
  • 1 cucharada colmada de cacao en polvo
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 100 g de mantequilla
  • 1 cucharada de leche
  • 90 g de Azucarera Moreno
  • 45 de Azucarera Extrafino
  • ½ cucharadita de sal
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla
  • 1 huevo
  • 100 g de chocolate blanco para postres (cobertura)
  • 100 g de almendras peladas crudas

 
Comienza tamizando en un cuenco la harina, el cacao y la levadura y reserva. Si no tienes tamiz puedes utilizar un colador.
Mezcla en otro cuenco la mantequilla reblandecida, los azúcares Extrafino y Moreno, la vainilla, el huevo y la leche. Cuando esté bien mezclado añade la harina y vuelve a mezclar bien con las manos. Cuando esté incorporada, agrega el chocolate troceado groseramente, la sal y las almendras peladas y vuelve a mezclar para repartir uniformemente los ingredientes.
Vierte la masa sobre un trozo grande de film transparente y enrolla todo formando un cilindro alargado. Reserva en el frigorífico durante al menos 1 hora.
Mientras tanto, precalienta el horno a 200ºC.
Cuando el rollo esté frío, sácalo del frigorífico, quítale el papel y córtarlo en rodajas. Aplástalas un poco y disponlas (separadas entre sí para que al hornear no se peguen) sobre la bandeja de horno cubierta con papel de hornear.
Si no tienes tiempo de dejar reposar la masa en el frigorífico, moldea las galletas directamente. La masa será algo más pegajosa pero el resultado igual de bueno.
Hornea durante 10 o 12 minutos a 200ºC.
Saca las cookies del horno cuando están blandas, ya que se endurecen fuera del horno, cuando el azúcar se enfría. Para ello colócalas en una rejilla y en cuanto se enfríen y endurezcan ya estarán listas para guardar. Lo mejor para que se conserven más tiempo es guardarlas en una caja hermética o metálica.
Un truco para saber que están listas: cuando los bordes se empiecen a dorar, sácalas del horno.
Podéis preparar las mismas cookies sin el cacao ni la leche y añadir chocolate negro, con leche y todo tipo de frutos secos sin tostar.
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 + 3 =

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies